TIPS DE SALUD

A+

1- Desde el momento en que la pareja decide tener un hijo, el estado de salud de la futura madre debe entrar en evaluación médica, para detectar problemas de salud que afecten el embarazo, como la anemia.

2- Según señala Alberto Zapata, del Ministerio de Salud, “si la mujer tiene, por ejemplo, un resultado de 8 de hemoglobina, es mejor que no salga embarazada inmediatamente sino después de tres meses de iniciado el tratamiento”.

3- Durante el embarazo la anemia aumenta el riesgo de aborto y parto prematuro, y ocasiona que el bebé tenga bajo peso al nacer, retrasa su crecimiento y afecta su desarrollo cognitivo.

Encuentra más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.