DOS REMEDIOS INFALIBLES CONTRA LA OBESIDAD

El Ejecutivo a dispuesto que trabajadores en situación de obesidad no podrán retomar sus labores.

Consuma chía y té verde para quemar esos kilos 
de más y cuidar su salud en medio de esta pandemia de coronavirus.
A+

Esta semana se supo que entre las restricciones dispuestas por el Ministerio de Salud, ante el regreso gradual de la actividad laboral por la pandemia de la COVID-19, a través de una resolución ministerial se indicó que no podrán regresar a sus trabajos aquellas personas que tengan el índice de masa corporal mayor a 30, es decir personas con obesidad. 

Pensando en nuestros queridos lectores, en las siguientes líneas te traemos dos remedios para la obesidad, una enfermedad crónica que puede aparecer desde la infancia hasta la adolescencia y que se produce cuando hay un aumento de grasa corporal que implica un aumento de peso excesivo o una atrofia del tejido adiposo y pone en peligro la vida. Se considera .

1- Té verde

¿Qué necesitas?

Una cucharadita de té verde y una taza de agua.

Gracias a un componente que se ha encontrado en el té verde, su consumo puede ayudarte a limitar la absorción de grasa.

Para preparar este remedio tienes que preparar una infusión poniendo una cucharadita de té verde en una taza y añadir agua hirviendo. Deja reposar la infusión al menos 10 minutos y bébela preferiblemente después de las comidas.

Puedes beber entre tres y cuatro tazas de té verde para promover la pérdida de peso.

LEE TAMBIÉN | “MIENTRAS EL CONGRESO ES POPULISTA, EL EJECUTIVO DEFIENDE GRANDES INTERESES MERCANTILES”

2- Chía

¿Qué necesitas?

Una cucharadita de semillas de chía y un vaso de agua.

Las semillas de Chía contienen gran cantidad de fibra y las aprovecharás si las tomas antes de las comidas principales, un efecto saciante que te ayudará a controlar el apetito, siendo un buen aliado para combatir la obesidad.

Para poner en práctica este remedio, tienes que verter una cucharadita de postre de semillas de chía en un vaso de agua, dejarlas en remojo unos 10 minutos y tomar unos 30 minutos antes de las comidas principales.

Su contenido en fibra te producirá un efecto saciante que te ayudará a controlar mejor el apetito.

Encuentra más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.