Alfredo Vignolo
LA ESPADA DE DAMOCLES

¿ESTAMOS… CHIHUÁN?

Jueves 10 de Enero del 2019 | 9:25 am

Fuerza Popular (FP) presentó una moción de censura contra el presidente del Congreso de la República, Daniel Salaverry. Entre los argu­mentos que la bancada fujimorista esgrime, consi­dera que Salaverry ha hecho un “ejercicio abusivo de su cargo en la dirección y conducción del Con­greso de la República al no convocar a Mesa Di­rectiva ni al Consejo Directivo”; también indica que “su actitud confrontacional y a la vez permisiva con ciertas bancadas daña gravemente la imagen del Parlamento ante la población y afecta las buenas relaciones que debieran existir entre los parlamen­tarios”. ¿Daña la imagen? ¡Qué tal cuajo!

La moción de orden del día está establecida en el artículo 68 del reglamento del Legislativo, que se­ñala “Las mociones de orden del día son propues­tas mediante las cuales los congresistas ejercen su derecho de pedir al Congreso que adopte acuerdos sobre asuntos importantes. […]”. El inciso 4to. ha­bla de pedidos de censura a los miembros de la Mesa Directiva.

Salaverry puede tramitar de manera inmediata, di­recta y prioritaria, la moción de censura en su con­tra y empezar el trámite y se discute en el pleno.

El artículo 68 del reglamento del Congreso seña­la que para la admisión a debate de la moción se “requiere el voto favorable de la mayoría de con­gresistas hábiles”. Es decir, la mitad más uno del número total de congresistas (130) sin contar a los que tienen licencia o están suspendidos. Si se admite a trámite, se discute y se vota en la misma sesión. Para aprobarlo se necesita la mayoría sim­ple de los presentes en el pleno. (Ojo con esto). En el caso de que Salaverry sea censurado, la pri­mera vicepresidenta del Congreso de la República, Leyla Chihuán (Fuerza Popular), asume el cargo.

De asumir Chihuán, tiene dos opciones, se man­tiene en el cargo hasta que finalice el período para que la actual Mesa Directiva cumpla funciones o se convoca a una elección solo para el cargo de presidente.

De otra parte representantes de siete bancadas se mostraron en contra de la moción de censura con­tra Salaverry.

A todo esto, Salaverry afirmó que renunciará a Fuerza Popular, pero se olvidó del Derecho Parla­mentario, no se puede ser presidente sin bancada, él fue propuesto por la bancada de Fuerza Popular, que pida licencia es una cosa y que renuncie otra muy diferente.