RUSIA: EE.UU. YA ALISTA LA GUERRA

Desde el espacio exterior, lo cual pone en riesgo a todo el mundo, denuncia.

Estados Unidos
Lo acusa de desmontar el sistema de seguridad global.
Sábado 23 de Mayo del 2020 | 8:27 am

“Estados Unidos se prepara sistemáticamente para ampliar el uso del espacio exterior con el propósito de realizar operaciones. Washington se opone a la idea de desarrollo del tratado, promovido por Rusia junto con China, para evitar la colocación de armas en el espacio”, señaló el vicecanciller.

En diciembre del año pasado, EE.UU. designó a la Fuerza Espacial como la sexta rama de sus Fuerzas Armadas. Se trata de la primera rama militar que se conforma en EE.UU. en más de 70 años.

El secretario de Defensa, Mark Esper, justificó su creación, afirmando que la dependencia de EE.UU. de las capacidades basadas en el espacio “creció drásticamente”, de forma que hoy “el espacio exterior se convierte en dominio de guerra”. Por ello, dijo, mantenerlo bajo control será la misión de la Fuerza Espacial.

Pekín calificó los planes de EE.UU como una “amenaza a la paz y la seguridad”, que constituyen una violación del consenso sobre el uso pacífico del espacio ultraterrestre. Según China, la nueva rama socava el equilibrio y la estabilidad.

SEGURIDAD GLOBAL

De otro lado, Rusia denunció las pretensiones de EE.UU. de desmontar el sistema de seguridad global, sobre el anuncio de Washington de su salida del Tratado de Cielos Abiertos.

“La salida del país del citado convenio es otro de sus pasos para desmontar el sistema global de seguridad”, declaró el viceministro ruso de Asuntos Exteriores, Serguei Riabkov.

En agosto de 2019, EE.UU. abandonó el Tratado de Armas Nucleares de mediano y corto alcance, firmado en 1987 y que constituía parte importante del proceso global de desarme de armamentos, señaló.

Para Riabkov, las acusaciones del presidente Donald Trump, sobre el supuesto incumplimiento de Rusia del Tratado de Cielos Abiertos es solo un pretexto para justificar las intenciones de la Casa Blanca de una renuncia unilateral.Dijo que la parte estadounidense no presentó ninguna prueba capaz de respaldar la acusación.

“Mientras se mantenga activo el acuerdo, que entró en vigor en 2002, vamos a respetar sus derechos y deberes”, comentó Grushko.

Encuentra más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.




EL MENÚ DEL DÍA

POLLO A LA NARANJA