MADRE ADOLESCENTE REGRESA A SU NATAL BOLIVIA TRAS GESTIONES DEL INABIF

La menor de edad y sus dos pequeños hijos estuvieron en un refugio temporal, tras sufrir maltrato físico y psicológico.

(Foto: Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables)
Jueves 1 de Octubre del 2020 | 12:10 pm

Antes que la joven de iniciales Y.E.R. (16 años), de nacionalidad boliviana, llegara al refugio temporal del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables (MIMP), tenía una vida llena de violencia, debido a que su pareja, de nacionalidad peruana y padre de sus dos pequeños hijos, la maltrataba física y psicológicamente.

Debido a ello, el MIMP logró rescatarla de ese mundo, brindándole cariño y protección en el Refugio Temporal “Mi Casita”, administrado por el Inabif, donde encontró alivio y seguridad.

Luego de las gestiones respectivas, con el apoyo del Consulado de Bolivia, Y.E.R. y sus hijos ya están en tierras bolivianas, junto a su familia. “Cumplimos nuestra labor de transformar vidas”, señaló el Director Ejecutivo del Inabif, José Manuel Villaorduña Aristondo.

ATENCIÓN INTEGRAL

En este 20 de abril del presente año, durante el estado de emergencia, la menor de edad y sus dos hijos fueron recibidos por los profesionales del Inabif en el refugio temporal “Mi Casita”.

La madre recuerda que estuvo nerviosa por los cambios que estaba experimentando, sin embargo, se sintió tranquila con el buen trato de su cuidadora.

“Ella me hizo sentir bien, como lo hacía mi madre, quien murió cuando yo tenía 14 años”, confesó la adolescente madre.

Entre los consejos que recibió, recuerda los buenos momentos brindados por las educadoras Gloria, María y Joseline que forman parte del personal del servicio.

Aismismo, ellas le pidieron que estudie para “sacar adelante” a sus dos hijos. Precisamente, ello es lo que Y.E.R. planea hacer en su tierra natal, Bolivia.

También, Y.E.R. participó en tallares, así como en partidos de vóley y en la elaboración de pulseras, manualidades y cuidado personal.

Estos talleres se desarrollan dentro del refugio para potenciar capacidades y fortalecer habilidades de las jóvenes residentes. Mientras que los hijos estuvieron en espacios de juego, afecto y protección.

Cabe precisar que, la implementación de los refugios temporales se dio el marco de la pandemia, cumpliendo con el Decreto de Urgencia Nº 029-2020. En total, son tres refugios, en los cuales el MIMP protege a la población vulnerable durante el periodo de la emergencia sanitaria.

A través del Inabif, se asumió esta responsabilidad con niñas, niños, adolescentes, personas adultas mayores y personas con discapacidad en abandono.

Dos refugios temporales, ubicados en Pueblo Libre y San Juan de Lurigancho, atienden a niñas, madres adolescentes, niños y adolescentes en desprotección familiar, respectivamente.

Encuentra más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.