CAROLINA SILVA ADMITE QUE EJERCIÓ VIOLENCIA CONTRA MENOR DE EDAD

El episodio se registró en el 2015, cuando la víctima tenía 16. Cinco años después ha decidido contar el difícil momento que vivió con la comediante y feminista.

(Foto: Carolina Silva/Facebook)
A+

Hace unos días la activista y comediante de stand-up, Carolina Silva Santisteban, admitió haber ejercido violencia contra Paula Lizama, su exalumna a la que le lleva 10 años de diferencia y con quien se involucró siendo menor de edad en el 2015.

La víctima ha contado en redes sociales el difícil episodio que vivió con la integrante de la Asociación Cultural Vodevil. Según el relato de la joven, en ese entonces una adolescente de 16 años, llegó a Lima hace seis años y comenzó a estudiar teatro en la mencionada escuela, donde Silva Santisteban –quien hoy por hoy se considera feminista- dictaba clases.

Aquí parte de su testimonio:

«En 2014 vine a vivir a Perú, al ser ilegales y mi mamá no tener trabajo, no pude ir al colegio, pero mi mamá gestionó una 1/2 beca en Vodevil – Asociación Cultural. Yo iba muy feliz a mis clases porque en ese espacio hice amigos que quiero hasta el día de hoy.

En septiembre del mismo año me fui a Chile por una temporada y regresé en 2015, reincorporándose a la escuela, pero a un ciclo más atrasado. En este me empieza a atraer Carolina Silva Santisteban, la directora.
Yo tenía 16 y ella si mal no recuerdo 27.
Una amiga le cuenta a Carolina que yo gustaba de ella, organizan una fiesta donde ambas estábamos invitadas y ambas sabiendo que probablemente sucediera algo entre nosotras.  Nos emborrachamos y dicho y echo, chapamos y terminamos durmiendo en la escuela.

Desde ese momento Carolina durante 5 meses me invitaba a salir, sucedían cosas entre nosotras y luego me escribía diciéndome que ya no quería estar conmigo. Por mi normal, pero lo que si me incomodaba es que llevaba a chicas en mis horas de clases y luego me volvía a escribir para salir. Fue un vínculo tóxico, donde hubo mucha manipulacion.

Cuando ya todo acabo fue porque yo me enfermé, me brotó una alergia horrible en todo el cuerpo sin explicación. Gaste mucho dinero en médicos».

DISCULPAS Y TERAPIA

Horas más tarde de la acusación, Carolina Silva Santisteban compartió un extenso mensaje en el que hizo un mea culpa, pidió disculpas públicamente y señaló que se ofreció a pagarle una terapia psicológica a Paula.

“Hace poco más de un mes me vi enfrentada a un episodio de mi pasado que me avergüenza mucho. Ocurrió en el 2015, yo ya hacía teatro y dirigía una escuela. Todos éramos casi contemporáneos, vivíamos haciendo lo que nos gustaba y solíamos salir de fiesta y compartir otros espacios ajenos al teatro. No voy a negar el vínculo con ella, yo tenía 26 años y era evidente la relación de poder que en su momento no veía y por lo que ahora me hago cargo. En su momento, ella mencionó que su mamá sabía de mi relación con ella, yo por otra parte tenía muchas cosas no resueltas con anteriores parejas, incluso ahora puedo reconocer acciones que van en contra de lo que ahora profeso. No voy a contradecir la historia de Paula y nuevamente reafirmo mis disculpas; sin embargo, deseo hacer algunas precisiones”, manifestó la feminista.

«Cuando publico uno de mis videos, era una forma de dar visibilidad a la injusticia cometida ante una denuncia sostenida por 16 mujeres abusadas sexualmente y en juicio de casi 3 años. En un comentario en mi cuenta de Instagram, Luzma, la mamá de Paula, comentó que ‘abuso era meterse con tus alumnas menores’, hecho que hizo que yo vuelva a ver las conversaciones que tuve con su hija, y fue ahí donde recordé los diversos episodios y pude reconocer que ejercí violencia contra ella – no correspondiendo o no tomando la relación en serio – algo que para mí, ahora, es sumamente difícil y doloroso, por lo que no imagino lo que ella debió pasar en su momento», explicó.

Posteriormente, Silva Santisteban indicó que le escribió a Paula para ofrecerle lo antes mencionado y que tras ello recibió un mensaje de su mamá prohibiéndole entablar comunicación con su hija, por lo que decidió bloquearla en redes sociales.

«Estoy intentando hacerme cargo de la violencia que pude cometer en el pasado, desde la ignorancia y el egoísmo. Ser feminista no es ser perfecta o no haber cometido errores en tu vida. El feminismo te cambia la vida, no solo para reconocer las violencias en el otro, sino en una misma. Esa es la tarea que tengo hoy», sentenció.

Su descargo lo realizó a través de su cuenta oficial de Facebook.

Encuentra más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.